Portada Carta del Presidente
Luis Fernando Crespo Navarro, Presidente de SM

Carta del Presidente

Las palabras que clausuraron el III Congreso Iberoamericano de Literatura Infantil y Juvenil, (CILELIJ), el 15 de noviembre de 2016, Congreso que reunió en Ciudad de México a más de 1000 escritores, ilustradores, estudiosos de la literatura infantil y juvenil, promotores de lectura, profesores y editores, en uno de los encuentros más significativos que organiza la Fundación SM, hacían referencia a la niña que vendía mazapanes en Reforma, frente al Museo Antropológico, niña pobre, vulnerable, excluida en una sociedad del bienestar y que por el arte de una escritora mexicana se transforma en Chalchikigüite, hija de Tlaloc, dios de la lluvia.

 

Ella, en su pequeñez, nos muestra que en la literatura, como en la historia de la salvación de la humanidad, David, en su pequeñez, sigue venciendo al Gigante, que la literatura, la educación, la creación libre, el arte, acaban por derribar a los poderosos, por abatir el mundo de la ignorancia y la esclavitud, por transformar la realidad.

 

SM nació, como una realidad pequeña, en 1937, en España. Con anterioridad los religiosos marianistas, profesores, habían publicado libros para apoyar la educación en sus colegios. Sabemos que nuestra raíz está en la práctica docente. Ochenta años después, continuamos con la mirada puesta en la escuela. En 2016, como en los últimos años, la educación manifiesta el deseo de renovarse, de innovar, de cambiar su pedagogía, de transformar los procesos de aprendizaje, de dar mayor protagonismo en este proceso al alumno.

 

SM, en sus inicios una casa de libros, fue transformándose hasta alcanzar lo que es hoy. En el año 2016, ha continuado su proceso de renovación, para construir un proyecto educativo y cultural acorde a los signos de los tiempos. Reconocemos el legado sólido que nos vincula con el pasado y nos fortalece para dar respuestas innovadoras y actuales en nuestro presente, al tiempo que estratégicamente vamos planificando caminos de futuro. En un movimiento sin fin.

 

En 1977, 40 años después del inicio de SM, cuando la editorial empieza a posicionarse en el mercado español aumentando su presencia, nace la Fundación SM (Santa María en sus comienzos). Los religiosos marianistas deciden donar la totalidad de lo que en aquel entonces era Ediciones SM a la Fundación SM. La Fundación es, junto con la educación, otra clave de SM. Tenemos un modelo  empresarial cimentado en la generosidad, en el compartir, en la búsqueda del bien común a través de la acción educativa.

 

Así, la Fundación SM se convierte en propietaria de la organización empresarial, y da razón de ser, motivación y realidad al principio de compartir proyectos educativos, de investigación, de formación de educadores y de intervención en contextos sociales vulnerables, con criterios de equidad y calidad, que se financian con los recursos legítimamente generados por una organización empresarial con el objetivo final de mejorar la educación en Iberoamérica.

 

Son pocas las empresas en el sector de la educación y la cultura que tienen esta clara finalidad social, que buscan el bien común, que pueden celebrar 80 años con salud y proyecto de futuro.

 

A lo largo de estos 80 años, que conmemoraremos en 2017, en diferentes contextos culturales y sociales, SM ha venido respondiendo a las necesidades de la escuela. Desde los albores del siglo XX, la educación nos mueve.

 

Me gustaría compartir contigo algunas conclusiones extraídas del III CILELIJ:

 

* La constatación de que la mayoría de los asombros que percibimos son cotidianos.

 

* El misterio que se oculta dentro de la vida real, al que llamamos fantástico. Nuestro mundo real está habitado por el misterio que nos abre a otra realidad, más fecunda, más auténtica.

 

* La presencia de lo que no está en lo que está, lo simbólico.

 

Estás leyendo la memoria de todo lo que SM, tanto a través de los programas y actuaciones de la Fundación SM como de las actividades empresariales, ha realizado en 2016.

 

Compartimos contigo nuestro ser, y damos testimonio de nuestras acciones.

 

Acciones sencillas que, por la generosidad y entrega con las que se realizan por parte de todos los trabajadores de SM y por tener su origen en un proyecto singular, se convierten en acciones fantásticas.

 

Acciones con una gran carga simbólica, pues contribuyen a cambiar, desde la educación, la vida de muchas personas, niños y niñas, adolescentes, jóvenes, maestros, y todas las personas que comparten con nosotros nuestro proyecto educativo.

 

De ahí dejar constancia, en una memoria corporativa, de lo vivido. Dar testimonio de lo fantástico y simbólico del proyecto SM, a través de sus actuaciones durante 2016.

 

En el año 2016 hemos celebrado también el IV Centenario de la muerte de Miguel de Cervantes. Dejó escrito el maestro Borges que el Quijote se atreve a ser su sueño y a transformar el mundo. Esto es lo que pretende hacer SM. Con esta memoria, constatamos cómo los sueños consiguen movernos para transformar nuestra realidad.

 

Luis Fernando Crespo
Presidente de SM

firma-luis-fernando-crespo